Estrategia para una buena apuesta en vivo

Tradicionalmente las apuestas se solían realizar minutos antes de que el juego empezase, pero cada vez son más los apostadores que optan por jugar en vivo, es decir, cuando el evento está en curso.

A pesar de lo que puedan creer muchos, es necesario contar con una buena estrategia previa para realizar una apuesta en directo.

El mayor atractivo de las apuestas en directo es que el apostador toma decisiones conforme se va transcurriendo el partido. Puede realizar varias apuestas e ir cambiando de estrategia.

Las apuestas de este calibre no suelen ser premeditadas, pero es necesario tener algo de información previa para no apostar a lo loco ya que las cuotas de las casas de apuestas van variando durante el evento.

Lo mejor en estos casos, además de seguir el evento en directo y estar al tanto para realizar la apuesta antes de que las cuotas bajen, es fijar una cantidad máxima a apostar para así minimizar el riesgo en caso de pérdida.

Un método para asegurarse una ganancia (o para limitar las pérdidas), aunque no deja de ser una práctica algo arriesgada, es el conocido como trading en vivo.

El trading o tradeo consiste apostar en un mismo partido a favor y en contra de uno de los equipos con el objetivo de conseguir un beneficio con la variación de las cuotas independientemente de cuál sea el resultado final.

Las opciones de las apuestas en vivo son de lo más variadas, en fútbol por ejemplo existen apuestas del tipo quién hará la primera falta o qué equipo marcará el primer tanto hasta las quién hará el primer saque de banda o cuántas tarjetas amarillas sacarán durante el partido.

Una de las opciones más populares es la llamada Over/Under donde la persona pronostica si el número total, ya sea de puntos, goles, sets, etc., de un partido supera o no la opción marcada por la casa de apuestas.

Muchas casas proponen Over/Under de 2,5 goles para los eventos futbolísticos.

Un ejemplo sería el partido de España contra la República Checa de la Eurocopa 2016 que tendrá lugar el próximo 13 de junio.

Si se apuesta a España usando un Under, quiere decir que, para no perder ganancias, la selección española no debería marcar más de dos goles durante el encuentro.

A pesar de que las apuestas en directo la mayoría de veces se basan en la emoción del momento, es importante que el apostador haya ideado con antelación un plan de acción para así aumentar las probabilidades de éxito.